El lado B de los peligrosos Challenges de internet

Una fábrica de ideas creativas y comunicacionales

El lado B de los peligrosos Challenges de internet

5 octubre, 2018 Uncategorized 0

Los retos o “challenges” de internet se han vuelto virales en las redes sociales, llegando a todos los rincones del mundo sin importar la edad.

Por eso es que en Dircom Chile quisimos analizar qué es lo que hay detrás de estos challenges y por qué se vuelven virales de manera tan inmediata en las redes sociales.

Muy conocido es el “Kiki Challenge”, donde las personas se bajan de un auto en movimiento para ponerse a bailar la canción “In My Feelings” del rapero canadiense Drake. Este conocido challenge apareció hace aproximadamente tres meses y tiene más de 430 mil etiquetas en Instagram.

Este reto ha sido realizado incluso por famosos y autoridades políticas, quienes no ven el peligro que hay detrás de esto y buscan conquistar las redes sociales.

Son muchos los niños y adolescentes que al ver a sus ídolos haciendo estos challenges quieren seguir el patrón. Pero no solo eso, para ellos lo más importante es conseguir más seguidores en las redes sociales al realizar estos challenges.

La viralidad de los retos

Uno de los retos más recordados es el “Ice Bucket Challenge”, el cual se hizo viral durante el año 2014. Era común ver en las redes sociales videos de celebridades tirándose un balde de agua con cubos de hielo, esto con el fin de recaudar dinero y concientizar a las personas con respecto a la Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA).

Este reto logró recaudar 115 millones de dólares para contribuir en la investigación de la enfermedad.

Este tipo de retos eran completamente inofensivos y tenía un propósito. Si bien, muchas de las personas que participaron lo hacían por diversión y no donaban dinero, de alguna forma contribuían en masificar el challenge.

El peligro de los retos

Hoy en día los retos se salieron de control, el “Kiki Challenge” mencionado anteriormente no siempre terminaba con un final feliz. Caídas, golpes, accidentes e incluso policías deteniendo a personas, son solo algunas de las consecuencias que pueden traer los challenges que no respetan la ley.

Incluso, las autoridades en Estados Unidos han dado una alerta a la ciudadanía a que no practiquen este tipo de videos que se hacen viral, solo por tener más seguidores o buscar ser famosos.

Marcas de vehículos también se han sumado a criticar el “Kiki Challenge”, debido a que representa un grave peligro para el conductor, quien se encuentra distraído grabando el video.

Otro reto peligroso que se hizo viral y fue portada de muchas noticias durante el año 2017 fue el reto de la Ballena Azul, un juego suicida donde un administrador asignaba tareas diarias durante 50 días. Dentro de estas tareas se encontraban que el jugador se autofragelara hasta finalmente retarlos a saltar de un edificio y quitarse la vida.

Este reto, que fue creado en Rusia, terminó con más de 130 muertes de adolescentes alrededor del mundo.

En Florida, una niña de 8 años, falleció por participar en el reto de “Hot Water Challenge”, el cual consistía en tirarse agua hirviendo a la cara. Ki’ari Pope estuvo varios meses internada en una clínica, luego de sufrir problemas respiratorios y quemaduras de tercer grado en la garganta y la boca.

¿Qué hay detrás de los famosos retos de internet?

Los niños y jóvenes son los más susceptibles a realizar este tipo de videos debido a la importancia que la generación de nativos digitales le dan a cosas como la cantidad de seguidores o “me gusta” que reciben en las redes sociales como Instagram, Youtube o Facebook.

Las interacciones que los niños y adolescentes mantienen en las distintas plataformas digitales tienen mucho peso en la construcción de su identidad.

Hoy en día las redes sociales son una parte importante de las personas. Pero, ¿qué tan lejos se puede llegar para tener más seguidores?

Si bien gran parte de los retos fueron creados como un método de diversión, hoy en día muchos lo utilizan para tener mayor presencia en las distintas plataformas.

Basta con solo subir un video con el hashtag del reto y esta publicación pasará a ser parte de las etiquetas que muestra Instagram, Twitter u otra red social.

Si el reto está de moda y la persona lo logra realizar de manera exitosa y llamativa, entonces una gran cantidad de personas que visiten esa etiqueta encontrará el video y comenzará a ponerle “me gusta” o seguir al perfil de quien lo ha publicado.

Al final del día, muchas de las personas que realizan estos retos lo hacen solo con ese objetivo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *